LIDERAZGO | 3 PRÁCTICAS DE IMPACTO

Incluso en estos tiempos y después de estar tan sensibles ante el tema cultural y ético en las organizaciones, la plenitud laboral, el trabajo en equipo y las buenas prácticas; seguimos escuchando de forma común, sobre supuestos «lideres» que por el cargo desarrollado se adjudican «poder» autoritario, que generalmente se fuga hacia fines exclusivamente personales y no siempre positivos.

El manejo inapropiado de las relaciones jerárquicas profesionales, dificulta muchas veces el empoderamiento de los equipos de trabajo, disminuye la productividad y el sentimiento de pertenencia, el cual es muy importante entre los colaboradores y la marca.

Te compartimos, 3 pasos simples, para convertirte en un mejor líder, en nuestra opinión, generan el mayor impacto positivo en los sistemas de liderazgo.

Pregunta

Descubre lo importante que es cuestionar con empatía, comunicando tus dudas, para ayudarte y ayudar a tu equipo a resolver la dirección de algún proyecto, la metodología implementada, la interacción entre los integrantes o con los clientes, no dejes de lado preguntas claves, te permitirán saber quien es a quien tienes enfrente, entérate y conoce que le gusta, por qué hace lo que hace, como se siente en el puesto, que cosas le preocupan, como se desenvolvería mejor o que herramientas pueden facilitar y aumentar la eficiencia en cada uno de sus roles, averigua lo pertinente, para hacerte familiar con tu cliente principal, que es tu equipo, tus colaboradores son quienes toman la bandera de tu empresa, se transforman en embajadores de tu área, de la compañía, de tu organización o institución, aquella en la cual tu también trabajas.

Escucha

En acción lógica, encuentra el escuchar activamente, como alguna de tus prácticas recurrentes, no solo en tu vida personal, inténtalo en todos lados, en tu oficina, tu equipo de futbol, tu día a día.

Beneficios:

  • Aumenta el contexto, es decir, lo que sabes de tu equipo de trabajo por ejemplo, escuchar activamente, sobre todo si haz implementado el paso anterior (preguntar), será una herramienta fundamental para ponerte en el mismo renglón que los demás participantes, entender, comprender o simpatizar se tornará más sencillo.
  • Generas mejor comunicación, efectivamente, el tener mayor contexto de los demás nos permitirá personalizar el trato, el habla, las formas, los medios, entre otras cosas más, que a su vez, te permitirán fluir en las relaciones de todo tipo, y por ello, exponer tus pensamientos, necesidades, opiniones o cuestionamientos, de una forma atinada, concreta y eficiente.
  • Mejoras las relaciones, así es, el resultado final de esta parte del proceso, es incrementar la calidad de relaciones interpersonales que guardas en las diversas areas de tu vida, un intercambio bilateral es sano, escucha a los otros como quieres ser escuchado, todo lo consiguiente será mas armonioso y concreto.

Empoderar

Esta palabra es ciertamente «poderosa», en su connotación, significado y contexto.

Para completar realmente la tarea de volverte un mejor líder, no basta con preguntar y escuchar, es necesario impulsar, promover, sugerir, apoyar y transmitir.

Verás, cada uno de los integrantes de tus diferentes «equipos» (familia, amigos, trabajo, pasatiempos), son seres humanos con necesidades similares a las tuyas, entonces, trátales como merecen y como tu mereces ser tratado, la honestidad, el respeto y la amabilidad son piezas claves, anótalas.

En tu empresa, comienza generando un ambiente de liderazgo, de innovación y propuesta, incentiva a tu colegas a perder el miedo a fallar, permite la expresión, la proactividad y la iniciativa, como profesionales, muchas veces nos encontramos en ambientes poco estimulantes, hoy en día, las empresas conciben mejor el concepto de «creatividad«, y poco a poco lo han transformado en un aplicativo general, en cada una de las áreas de la compañía.

Después de preguntar, escuchar y empoderar, elabora un plan para impulsar a alcanzar las metas de cada miembro, de cada área de tu compañía y como consecuencia de la suma del cumplimiento de esos objetivos, encontrarás, el logro de objetivos de la organización en si.

Hay muchos lugares en donde los «lideres» son todo, menos eso, en cambio representan solo «autoridad«, es por ello que sus colaboradores hacen lo que ellos dicen, pero en realidad, esas personas, ese equipo, jamás seguiran veraz y fielmente a ninguno de esos llamados «lideres».

Piensa en que tipo de liderazgo estas ejerciendo, usa estos 3 simples pasos para mejorarlo, comienza por cambios pequeños, pero empieza.

PD: Tu equipo va primero

-Angel Rem-

Comparte

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Sobre nosotros

Somos una firma de asesores de amplia experiencia, con el objetivo de brindar servicios de calidad en las áreas fiscal, jurídica, contable y administración.

Recientes

Kupfer

Confian en nosotros

© 2018 All rights reserved Kupfer Tax Services

Abrir chat
1
Expertos colaborando contigo
Powered by